Entrada destacada

El silencio de Recemunde

Silencio... oir el silencio, sentirlo... como lo sintieron nuestros padres, nuestros abuelos... aquel silencio que arrulla, ...

miércoles, 25 de julio de 2012

Amigo perro


Amigo perro,
amigo de verdad,
el que me mira con esos ojos de lealtad,
el que me quiere sin condiciones,
el que solo pide una caricia de mi mano,
el que está ahí siempre,
aunque me ausente a ratos,
aunque a veces me enfade y no te entienda,
me quieres igual,
no sabes mentir,
no sabes traicionar.
Hoy que me miras con esos ojos tan sabios,
arrimando tu hocico a mi mano,
me miras intrigado,
no entiendes mi expresión de preocupación,
si pudieras me preguntarías
que te pasa?
Y yo te diría,
estoy preocupada,
la vida es difícil,
hay que decidir,
elegir,
sopesar y luego...
tener mucha paciencia.
Paciencia amigo perro,
tu de eso sabes mucho.
Me miras,
me sigues mirando,
ladeas tu cabecita y la frotas en mi mano,
parece que quieres hablar
pero solo cierras los ojos
y apoyas tu cabeza en mi regazo,
y respiras,
y yo sigo haciéndome preguntas,
tu no me contestas, no sabes el lenguaje de los humanos,
solo sabes querer,
solo sabes amar a quien te quiere.
Realmente opinas pero los humanos no entendemos,
seguro que me dirías que es fácil,
que los humanos lo complicamos,
que la vida es amar y luchar,
que la lucha es amor,
que el amor es lucha,
que el odio no existe,
que el rencor destruye,
que el perdón dignifica.
Amigo perro, amigo Momo,
quisiera pensar como tu
que solo quieres sentir amor,
un cobijo,
un poco de pan,
una mano que te acaricie,
una mano que proteja,
y tu amo que te acompañe.
Que no sabes de rencores,
y solo sabes agradecer,
explotar de alegría cuando me ves,
saltar y saltar porque estoy,
y suspiras solo porque estoy a tu lado.
Que fácil es la vida y cuanto la complicamos....