Entrada destacada

El silencio de Recemunde

Silencio... oir el silencio, sentirlo... como lo sintieron nuestros padres, nuestros abuelos... aquel silencio que arrulla, ...

domingo, 29 de enero de 2012

Federico García Lorca

Muchas veces me he preguntado cuantos poemas, cuantos escritos nos hemos perdido de García Lorca, si no lo hubieran asesinado hubiéramos disfrutado de su obra, si tuvo tiempo de escribir todo lo que de él conocemos ¿cuanto hubiera escrito si no se hubiera malogrado?
En éste escrito que comparto a continuación nos dice al final la frase de Menéndez Pidal en la cual nos recuerda lo importante que es la Cultura para el desarrollo de los pueblos.



Discurso de Federico García Lorca al inaugurar la biblioteca de su pueblo.
Medio pan y un libro


Medio pan y un libro.


Locución de Federico García Lorca al Pueblo de Fuente de Vaqueros (Granada). Septiembre 1931.

"Cuando alguien va al teatro, a un concierto o a una fiesta de cualquier índole que sea, si la fiesta es de su agrado, recuerda inmediatamente y lamenta que las personas que él quiere no se encuentren allí. ‘Lo que le gustaría esto a mi hermana, a mi padre’, piensa, y no goza ya del espectáculo sino a través de una leve melancolía. Ésta es la melancolía que yo siento, no por la gente de mi casa, que sería pequeño y ruin, sino por todas las criaturas que por falta de medios y por desgracia suya no gozan del supremo bien de la belleza que es vida y es bondad y es serenidad y es pasión.

Por eso no tengo nunca un libro, porque regalo cuantos compro, que son infinitos, y por eso estoy aquí honrado y contento de inaugurar esta biblioteca del pueblo, la primera seguramente en toda la provincia de Granada.

No sólo de pan vive el hombre. Yo, si tuviera hambre y estuviera desvalido en la calle no pediría un pan; sino que pediría medio pan y un libro. Y yo ataco desde aquí violentamente a los que solamente hablan de reivindicaciones económicas sin nombrar jamás las reivindicaciones culturales que es lo que los pueblos piden a gritos. Bien está que todos los hombres coman, pero que todos los hombres sepan. Que gocen todos los frutos del espíritu humano porque lo contrario es convertirlos en máquinas al servicio de Estado, es convertirlos en esclavos de una terrible organización social.

Yo tengo mucha más lástima de un hombre que quiere saber y no puede, que de un hambriento. Porque un hambriento puede calmar su hambre fácilmente con un pedazo de pan o con unas frutas, pero un hombre que tiene ansia de saber y no tiene medios, sufre una terrible agonía porque son libros, libros, muchos libros los que necesita y ¿dónde están esos libros?

¡Libros! ¡Libros! Hace aquí una palabra mágica que equivale a decir: ‘amor, amor’, y que debían los pueblos pedir como piden pan o como anhelan la lluvia para sus sementeras. Cuando el insigne escritor ruso Fedor Dostoyevsky, padre de la revolución rusa mucho más que Lenin, estaba prisionero en la Siberia, alejado del mundo, entre cuatro paredes y cercado por desoladas llanuras de nieve infinita; y pedía socorro en carta a su lejana familia, sólo decía: ‘¡Enviadme libros, libros, muchos libros para que mi alma no muera!’. Tenía frío y no pedía fuego, tenía terrible sed y no pedía agua: pedía libros, es decir, horizontes, es decir, escaleras para subir la cumbre del espíritu y del corazón. Porque la agonía física, biológica, natural, de un cuerpo por hambre, sed o frío, dura poco, muy poco, pero la agonía del alma insatisfecha dura toda la vida.

Ya ha dicho el gran Menéndez Pidal, uno de los sabios más verdaderos de Europa, que el lema de la República debe ser: ‘Cultura’. Cultura porque sólo a través de ella se pueden resolver los problemas en que hoy se debate el pueblo lleno de fe, pero falto de luz.


7 comentarios:

Dilaida dijo...

¡Qué acertado!Claro que F. García Lorca siempre estaba acertado.
Que pena que no piensen así todos aquellos que tienen en sus manos ayudar a la cultura y que prefieren comprar armas o cosas inútiles.
Bicos

Blanca Peirotén dijo...

Hola:
Hay un nuevo lugar de encuentro, en Madrid, para adultos que quieren saber más: saber más de arte, literatura, fotografía, salud...
www.centrolataba.com
¡Ven a conocernos!
Avda. Alfonso XIII, 25

Gracias
Blanca

Cantares dijo...

Yo también me lo he preguntado, toda vida es valiosa pero algunas habrían podido hacer la diferencia
Quizá mataron a quien podría haber descubierto la cura para alguna enfermedad, nos han privado de seres maravillosos
Besos

Nerim dijo...

Hace años leí que educar a los ricos es inutil y educar a los pobres muy peligroso, tal vez por esa misma razón se "llevaron" a Garcia Lorca, para evitar que abrieramos los ojos si leiamos demasiado, nos robaron con ello no solo la vida de un gran escritor y poeta, tambien nos robaron el derecho de ser "pobres y educados".

Un fuerte abrazo

Beatriz Salas dijo...

Muchísimas gracias por compartir esta parte de la historia de mi querido Federico.
Me quedo cerquita.
Un abrazo

azul dijo...

mE ENCAnta...me he encantado...

Enviadme libros para que mi alma no muera!!!! que bueno...lástima que haya gente que esto no lo entienda...

Una vez de adolescente por una historia que me pasó por la imaginación...pensé que echaria de menos si me muriera y lo primero que se me pasó por la cabeza fue...

dejar de leer...

Buenisimo el texto

Unbeso

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Hola, Rita:

Confieso que no conocía le discurso, al leerlo me he dado cuenta de que a pesar del tiempo, sigue siendo muy actual y, aplicable a muchas naciones hoy en día.

Abrazos.