Entrada destacada

El silencio de Recemunde

Silencio... oir el silencio, sentirlo... como lo sintieron nuestros padres, nuestros abuelos... aquel silencio que arrulla, ...

sábado, 28 de agosto de 2010

Nos vamos a Las Palmas??









En el barrio de Vegueta




Mi visita a la isla hermana, Las Palmas de Gran Canaria.

Desde Tenerife se va en un ratito, se puede coger el avión o el barco, el avión es más latoso por aquello de estar una hora antes en el aeropuerto y además para los que nos gusta el mar es más gratificante el barco, el trayecto dura apenas 1 hora y 10 minutos, no da tiempo de casi nada, te tomas un café o cualquier cosa que te apetezca, lees algo o miras el mar, ésto último a mi me gusta mucho, además si vas en buena compañía, la conversación ocupa ese tiempo y se pasa volando.

Salimos temprano de Santa Cruz y nos dispusimos a nuestra llegada a callejear la ciudad, la temperatura era bastante buena, calurosa por supuesto pero bastante soportable, el sol estaba tapado por las nubes y no molestaba.

Las Palmas es una ciudad bonita y acogedora, paseamos por la playa y luego nos fuimos a Triana, la calle más céntrica, es peatonal y por supuesto en ella están situadas casi todas las tiendas, es la calle de las compras por antonomasia. Luego nos fuimos al barrio de Vegueta, es el barrio antiguo de Las Palmas, si no lo conocen no dejen de visitarlo, está protegido y su conservación es muy buena, allí comimos en un restaurante italiano, la comida era excelente.

Luego fuimos a parar al Parque de Santa Catalina y allí tomé unas fotos de Lolita Pluma.

Seguro que la mayoría de los que lean esto no sabrán quien es, para quien le pique la curiosidad les cuento un poco.








Era un personaje popular ligado al Parque de Sta. Catalina, atracción y musa del turismo, así como protectora y amante de los animales.
Nació 4 de marzo 1904, en el barrio de La Isleta

Sus orígenes daban paso a variadas leyendas, provenía de familia acaudalada , abandonada por un hombre que la sumió en un mal de amores, su renuncia a los bienes materiales…

Vestía de forma estrafalaria y extravagante, con el pelo lleno de cintas de colores, su cara pintada en exceso con carmín rojo chillón en su boca y mejillas, ojos trazados con largas rayas, traslucía en su sonrisa sus encías sonrosadas sin diente alguno.

Inseparable del Parque de Sta. Catalina, en el apogeo del turismo en Las Palmas de Gran Canaria, por donde transitaba acompañada de sus verdaderos y fieles amigos: los gatos. Por ahí paseaba vendiendo chicles y fotografiándose por los turistas que la inmortalizaron por todo el mundo.

Murió el 21 de febrero de 1987, en el Hospital Insular de Gran Canaria.

En su amado Parque de Sta. Catalina hay una escultura de ella con sus gatos que la recuerda y la mantiene en el tiempo.

Siempre oí hablar de éste personaje entrañable que deambulaba por el Parque seguida de gatos y perros a los cuales protegía, pero hoy me ha llamado mucho la atención ver su escultura y comprobar como una ciudad le rinde éste homenaje, y con ella he querido sacarme ésta foto que comparto con ustedes. En el vídeo que incorporo más abajo se pueden ver sus imágenes y escuchar la canción dedicada a ella que cantan Los Gofiones.



8 comentarios:

emejota dijo...

Me ha gustado mucho la historia y el vídeo de esa Lolita, resulta enternecedor. La travesía en barco resulta la mar de atractiva. Bonitas fotos y bonita chica, sí, que estas hecha una chavala, aunque la procesión pase por dentro. Un abrazo.

emejota dijo...

Me ha gustado mucho la historia y el vídeo de esa Lolita, resulta enternecedor. La travesía en barco resulta la mar de atractiva. Bonitas fotos y bonita chica, sí, que estas hecha una chavala, aunque la procesión pase por dentro. Un abrazo.

emejota dijo...

Me ha gustado mucho la historia y el vídeo de esa Lolita, resulta enternecedor. La travesía en barco resulta la mar de atractiva. Bonitas fotos y bonita chica, sí, que estas hecha una chavala, aunque la procesión pase por dentro. Un abrazo.

azul dijo...

M4e emocioné...mientras escuchaba la canción que uno cuando tiene un hijo quiere todo lo mejor y lo imagina triunfando en la vida y luego el tiempo pasa y deben haber tantas historias de estas...a mi me entristece y me enternece y quizás ella fue más feliz en su mundo de lo que yo pueda imaginar en este momento...

Creo que en muchas ciudades hay una persona, que no personaje, como este....de las cuales mucha gente se rie al verlos pasar....en fin...

Bonita y triste historia la que nos has traido

UN beso

Dilaida dijo...

Lolita, es una historia enternecedora. En todos las ciudades existen personas de este tipo, con una historia desgraciada.
Bicos

Felipe dijo...

Hermosa historia y que nos pone ante realidades que no son desconocidas en otros lugares.

Abrazos

jose i mari dijo...

Preciosa historia, me emocionó. Pensar que habrá en algún lugar personas así, anónimas y solas me llega y me enternece, ando como sabes algo nostálgica y parece que todo me emociona...Son días grises que seguro irán pasando. Gracias por compartir tanto conmigo...Un beso. Mari Carmen.

Mónica dijo...

Precisamente todo tal como lo contaste lo he vivido este verano: el viaje en barco, paseo por Triana y Vegueta y ¡la playa de las canteras! no te olvides... y justo me hice una fota con Lolita Pluma... ¡¡Tienes razón!!, merece la pena una visita...yo recomendaría también visitar Tejeda y pasar por la cumbre para contemplar el Nublo y el Ventaiga y, desde allí, al Padre Teide enfrente...majestuoso... Saludos... creo que estamos en la misma isla... Igual nos tropezamos un día de estos.