Entrada destacada

El silencio de Recemunde

Silencio... oir el silencio, sentirlo... como lo sintieron nuestros padres, nuestros abuelos... aquel silencio que arrulla, ...

lunes, 21 de septiembre de 2009

Lo guardo por si acaso



Lo guardo por si acaso…………
Hoy quisiera hablar de cómo ciertas costumbres y manías pueden arruinar la vida de algunas personas y la de la familia que conviven con ellos. No se sabe que es un problema hasta que la situación les desborda.
Al hilo de esto, vi en un programa de TV como hablaban de este tema como un problema social y personal. LO GUARDO POR SI ACASO. Yo ya conocía el caso de unos amigos míos, un matrimonio un poco mayores los dos. El siempre había tenido la costumbre o manía de guardarlo todo, “por si acaso” decía. El problema se agravó de tal manera que en aquella casa ya no había un hueco para nada, limpiar se hacia difícil y transitar por la casa también. La situación llegó a tales extremos que la hija se llevo a su madre a su casa, dejando al padre solo. Era imposible que él entendiera que eso era un problema, la pobre mujer ya no soportaba la situación.
En estos días me contaba también una amiga su problema, muy similar. Su pareja tiene la misma costumbre, se ha convertido en un verdadero problema para ellos, guarda tantas cosas que todas las habitaciones están llenas de cosas que hay que guardar, “porque nunca se sabe si harán falta”, y por tener esas cosas, que la mayoría nunca usarán, viven el presente con una casa llena de trastos acumulados, ella ya no puede más, al igual que la señora anterior, piensa marcharse, se le hace insufrible vivir de esa manera, sus vidas son una permanente discusión por ésta causa.
Lo peor del caso es que son personas que no admiten tener un problema, pretenden que su forma de vida es lógica y la persona que viva con ellos tiene que aceptarlo o marcharse. También decían en ese programa los expertos que, esas personas, muchas de ellas, acababan con el síndrome de Diogenes, pero claro, no necesitan ayuda psicológica ni creen en los psicólogos. Así les va.
Y añado algo. Si estas personas fueran un poco menos egoistas, porque no me negarán que también es una cuestión de egoismo, si lo fueran digo, regalarían este montón de cosas a personas que le pueden que hacer falta y no estarían ocupando un sitio que es vital para vivir en orden, llenandose de polvo y sirviendo de nido para cucarachas y ratones. Digo yo, ¿o no? ¿que les parece?

13 comentarios:

Abuela Ciber dijo...

Querida amiga son anti Diógenes.
Solo los libros y de vez en cuando hago como digo yo "limpieza" y los regalo asi los comparto con otros no???
Repartí hasta las fotos con mis hijos.
La ropa viste como somos las mujeres a veces compramos algo de más, si no la puse durante tres mese, van a lugares donde otras personas les darán mejor uso, que estar colgadas de un ropero.

Me agrada viajar con poco, ya son suficientes los añosssssss

Cariños

Adrisol dijo...

nada que ver conmigo!! jajaja

no tengo apego por nada y siempre regalo todo......
en mi placard hay poca ropa,sólo la que uso diariamente,dos pares de zapatillas,unas sandalias y un par de botas de lluvia que uso para mi huerta!!!!!
todos los libros que tenía desde mi adolescencia los llevé en mi primer viaje solidario....

un abrazo, reina

Marucha dijo...

Pues yo si tengo algo de ese problema.
Todo viene desde que te marcan en la piel el...se debe cuidar,no hay que despediciar,lo que tires hoy mañana lo necesitarás, a Dios no le gusta que se desperdicie lo que dá ¡ horror!
Procuro dar algo de lo mucho que Dios me dá; digo mucho porque tengo donde vivir,que comer,vestir y calzar.
Si regalo cosas,pero aún así yo siento y veo :( que mi casa parece de repente una bodega.Sobre todo de libros.
Le pido a Dios que me ayude con este problema.
Porque si es un problema,se pierde mucho tiempo en limpiar, acomodar y organizar las cosas de la casa.
Dice mi marido...entre más grandes seamos,va a ha ser más dificil arreglar la casa.
Sé que el tiene razón,y le agradezco la paciencia que ha tenido conmigo.
Tengo 30 años de casada, y poco a poco he ido cambiando.
Pero esto es como ir cuesta arriba, a contracorriente de como te educaron.

Pacogor dijo...

¿Y los otras cuestiones que acumulamos a lo largo de la vida y que no se pueden ver a simple vista, ni palpar?: Los fracasos, las frustraciones, los temores, el peso de la costumbre... A veces esa es la carga que nos impide evolucionar y ser capaces de construirnos un espacio, aunque sea mínimo, de paz y felicidad.
Besitos.

azul dijo...

Es terrible si ...yo la verdad es que antes tambien guardaba alguna cosas pero me cambié a un piso algo más pequeño y necesito espacio asi que nada de acumular ...y lo bien que se siente una con todo amplio...

Tambien te digo que desde que murió mi madre hace cuatro años tampoco guardo nada ...porque pienso el día que me de un patatus tengo que haberlo tirado casi todo para que lo tiren otros que no saben su significado lo tiro yo ...

En fin ..un beso Rita

Dilaida dijo...

A mi me gusta eso de "lo guardo por si acaso" hay veces que me paso y entonces tengo que buscar cajas, llenarlas y dar las cosas a quien les de un mejor uso. Los libros, si, nunca me desago de ninguno, incluso guardo libros de mi época de estudiante y cuando alguien me los pide prestados no me gusta que no me los devuelvan.
Bicos

Amparo dijo...

me parece que tienes toda la razon, en vez de acumular podrian donarlo a gente que lo necesitara pero como tambien has dicho es una enfermedad, osea que el caso es complicado

un besazao

Laury dijo...

Tenes toda la razon Rita, te dejo un abrazo y mi deseo de que pases linda la tarde.
Lau.

Alí Reyes H. dijo...

El caso de los libros es patético

Hay que ver lo que pesan los libros. Por ejemplo, en mi caso, son poco los libros que regalo porque por lo general a no toda la gente le gusta lo que yo leo y no se los voy a dar si sé que no los van a leer ¿Qué hago?...Se los cambio a los libreros de abarrote. Diez libros se los cambio por uno, y ya.

En cuanto a la ropa. Soy enemigo de comprar zapatos de moda, plataformas, picos en la punta, etc ¿Por què? Porque en cuestòn de 3 años ya pasan de moda. Y a regalar ropa y comparar solo lo necesario ¿Para què màs?

Anouna dijo...

Me quedé impresionada viendo un prograga de TV. donde unos decoradores, o interioristas, no lo sé. Van a una casa y sacan todo lo que tiene, porque ya no les cabe ni una aguja. Van sacando y sacando, de manera impresionante!!!
Pienso que debe haber un grave problema en querer acumular y acumular cosas, ¿egoismo? tal como lo planteas o algún trastorno del sentido común. El asunto es que va deteriorando la vida, de quienes "conviven" con tal situación.

Una entrada real, muy real. Gracias

Un abrazo enorme Rita, y un bezazo

Anouna

Cornelivs dijo...

¿Que que me parece? Pues que estoy completa, total y absolutamente DE ACUERDO contigo.

Besos enormes...!

Mª Teresa Alejandra Francesca dijo...

Rita, perdona, que no haya venido antes, espero tener un rato y escribirte, he estado de obras en mi casa, me ha dado mucha alergia, pero tenía que hacer cambios, ya te he de escribir y contarte, espero no olvidarme, que soy puro despiste.

Referente a tu entrada, a eso se llama mal de Diógenes, he conocido a una persona así, es inaguantableeeeee, ese mal, sé lo que digo.

un fuerte abrazo tesorete, y ya sé, difícil, cuesta, deja pasar el tiempo, te tengo presente.

Maite

Mª Teresa Alejandra Francesca dijo...

Rita, se me olvidó, quería preuntarte, si tú ves a los seguidores, porque yo... entre por el servidor que entre, no los veo, y para mí es un problema, porque a veces por ese camino devuelvo las visitas, o voy de visita, porque hay blogs que me gustan. Por cierto, me ha hecho una gracia verme en la relación que tienes de poetas, nunca me había fíjado, jaja;-) Me voy con un kilo de más, menudos son Anouna y Manolo escribiendo, pero sobre todo que buenas personas son, me caen de primeraaaa.

beesossssss

Maite