Entrada destacada

El silencio de Recemunde

Silencio... oir el silencio, sentirlo... como lo sintieron nuestros padres, nuestros abuelos... aquel silencio que arrulla, ...

lunes, 8 de junio de 2009

Eramos felices y no lo sabíamos

Que felices éramos y no lo sabíamos.......¿ porqué no nos dimos cuenta?
En aquel entonces eramos profesionales al mismo tiempo que madres, la vida se deslizaba entre las risas y las travesuras de nuestros niños.
En el discurrir de nuestra tranquila vida que no valorábamos, donde lo normal es que todo fuera sobre ruedas y donde lo habitual era que nos quejáramos de cosas tan tontas y naturales como las pequeñas enfermedades de los niños, de los contratiempos en el trabajo, de que el coche se averiaba.....
Siempre diciendo; que ganas que sean mayores, que ganas que pase este año, a ver si el año próximo es mejor......etc...
Sin fijarnos que estábamos dejando escapar los buenos momentos sin reparar en ellos.
Teníamos salud, teníamos amor, teníamos un buen trabajo, teníamos unos niños estupendos.
Que felices éramos y no lo sabíamos.......
¿Te acuerdas?
Aquellas tardes de sábado en la terraza. Mientras, los niños jugaban. Nosotros, los cuatro, reíamos, con un buen vino, unas croquetas y una tortilla. Los padres de nuestros niños, como buenos hermanos reían, tomándonos el pelo entre risas y cariño.
Nosotras reíamos. Que felices éramos.....
Luego la gran pérdida, ese largo viaje que emprendió uno de los cuatro.
Ya no era un cuarteto, ya no jugaron los niños.
Los pajaritos estaban aprendiendo a volar y nosotros aprendiendo a olvidar. Ya no éramos felices.
Mas tarde la resignación, el tiempo que todo lo mitiga, volvimos a nuestras pequeñas reuniones, comenzamos a ser un trío, comenzamos a ser “un poco” felices........y tampoco lo sabíamos.
Ahora, cuando nuestras tardes de sábado parece que se acaban, cuando el trío se puede convertir en dúo, cuando hay otro de nosotros que debe emprender ese largo viaje, y cuando los otros dos nos volveremos a encontrar solos de nuevo, ahora queremos atrapar aquellos momentos porque nos damos cuenta que éramos felices y no lo sabíamos.

20 comentarios:

pande... dijo...

Mi dulce Rita, cuánto lo siento, vais a pasar ahora y después, muy malos momentos, pero siempre esas personas tan queridas, van a permanecer con vosotros, ya han pasado cuatro meses, tú sabes, y por fin, recuerdo y ya no lloro, como lo he hecho hasta hace quince días, poquito a poquito, cuesta mucho, qué te voy a decir a ti.

Te quiero mucho y aún no estando físicamente, sí en tu alma.

Un fuerte abrazo. Esos momentos compartidos en Amor, siempre estarán presentes en ti y los tuyos.

Maite

estela dijo...

Conmovedor recuerdo. El tiempo pasado siempre fue mejor.

Lo siento.

besos.

Cornelivs dijo...

Llevas mas razón que un santo (en este caso, que una santa).

Besos...!!!

abu Su dijo...

que verdad Rita, cuando nos damos cuenta ya nos paso la vida, pero es bueno recordar esos momentos por que nos hacen superar el dolor y sonreir y no llorar. Ten pasiencia y cuidate vos para que tu historia no termine aqui y puedas contarla a los nietos que son la alegria que nos queda por compartir.
Fuerza amiga, un cariño muy grande Susana

Laury dijo...

Rita que conmovedores recuerdos, espero vos estes bien en este Lunes frio por aca, te dejo un abrazito y mis mejores deseos.
Laury.

Monica dijo...

RITA QUE DE COSAS DEVEMOS PASAR EN ESTA VIDA,A SEGUIR ADELANTE AMIGA UN ABRAZO PARA VOS,Y QUE TENGAS UNA SEMANA TRANQUILA
MO..

Abuela Ciber dijo...

Que humanamente hermoso lo que has elevado.

Realmente me has conmovido...porque es así...pasamos demasiado rápido por la vida en esos momentos...y ahora sólo nos queda el recuerdo.

Es continuo mi esfuerzo para que los jovenes de la famiia lo entiendan, y en algunos ha hecho mella.

Vivir plenamente los momentos....porque no regresan.

Cariños

Mundo Animal. dijo...

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

..............()""()
..............( 'o' )
.|_______|(,,)(,,)|'—._
.(O)==(O)~~~(O)==(O)='

Mundo Animal desea que tengas una semana genial, Gracias por tu compañia y por compartir con nosotros.
~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Via Light dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Lau encontrando nuevos caminos dijo...

Ay mi amiga, es tan cierto lo que dices, nos damos cuenta de tantas cosas y quisieramos recuperar el tiempo, atraparlo nuevamente, pero asi son las cosas. Lo mejor en éstas situaciones es recordar los bellos momentos que hemos compartidos con las personas que tanto hemos querido y nos han querido, así, con esas imágenes de cuando éramos todos sanos y felices. Lo siento mucho Rita, aquí estoy por si me necesitas, te quiero. Un abrazo!

Adrisol dijo...

es la vida así......
a veces vivimos tan rápido que nos damos cuenta que fuimos felices, pero ya pasó.....

está bueno tener en mente los recuerdos .......y seguir viviendo la historia que sigue...
gracias por compartir!!

besitos, reina

Rita dijo...

Gracias amigos mios, me siento comprendida y acompañada, sabiendo que la familia bloggera está ahí, un abrazo muy grande para todos

Anouna dijo...

Rita, Gracias por esta entrada tan real, dulce, memorable y entrañable. Si, es cierto, pasan los años y no nos damos cuenta en su momento que lo que tenemos nos basta, para estar completos, pero ahi andamos soñando con el tiempo, con las cosas, con los problemas, con lo pasajero, olvidando que estando juntos ya es suficiente, porque un día llegará en que uno a uno nos vayamos despidiendo, y ya no nos tengamos y ya no estemos completos.
Gracias por darme una señal de alerta, me voy con el compromiso de entender que hoy soy feliz.
Un abrazo enorme, no sabes cuanto me ha gustado tu entrada.
Besos miles
Anouna

Isold dijo...

Asi es la vida,momentos buenos y malos,cuando tocan los buenos no los apreciamos y cuando tocan los malos te das cuenta de los buenos.
Lo importante es tener viva la esperanza y pensar que vendrán tiempos buenos.

Un abrazo.

Rita dijo...

Gracias por tus palabras Anouna, me llena de alegría que mi entrada sirva para que tu y más gente se den cuenta que hay que disfrutar el momento. Un beso querida amiga

Un beso también para ti Isold, es verdad lo que dices, nos damos cuenta de lo que tenemos solo cuando lo perdemos

Anónimo dijo...

Un relato muy emotivo, está claro que cuando mas tiempo vivimos, mas recuerdos van haciendo posos en nuestra alma. ¡es la vida!
(abuela normanda)
Desde hoy ya pertenezco a este blog.

abuelonet..com dijo...

Que momentos más dulces fueron en aquellas fechas de los cuatro y que tristes son con la pérdida de uno de los miembros, cosa parecida y algo más penosa hemos pasado en en hogar, pero esta es la vida la que tenemos que llevar, no porque seamos más o menos buenos, es el destino que nos tiene preparados estos sinsabores de los cuales hemos de salir rápidamente y ser felicices a pesar de los pesares.
Perdona haya entrado en tu blos, pero ha sido comentando con otros amigos he llegado al tuyo que lo encuentro ameno e interesante.
Un saludo de este abuelo.

Tere dijo...

Desde mi experiencia de una vida nada fácil ni en la infancia ni en la juventud,además de que quedé viuda a los 38 años y llevo más de diez con una enfermedad crónica bastante grave,te diré que no me permito el lujo de desperdiciar ni los malos momentos,los apuro tanto como puedo y doy gracias a la vida que,a fin de cuentas,todo podría ser peor,infinitamente peor como ocurre en miles de lugares del mundo.
Disfruta de los buenos recuerdos que te han dejado los que han marchado,hasta recordarles puede ser una fuente de alegría.Muchos besos.

Rita dijo...

Abuela Normanda, encantada de concerte, ven siempre que quieras, es un honor para mi y un gusto leer lo que escribes, un abrazo

Abuelo Andres, lo mismo para ti, muchas gracias por seguirme y muchas gracias por tus palabras, te espero siempre en mi blog, un abrazo

Tere, me encanta y me consuela mucho lo que dices, tienes mucha razón, un abrazo grande

maria dijo...

Te leo con "dolor", me gustaria decirte eso de que mientras hay vida hay esperanza, pero leyendote adivino que no hay mucha, asi que solo me queda enviarte un beso muy fuerte y un abrazo y animo mucho animo